Monthly Archives: April 2012

Los Borregos y la Cabra

En llegando las fechas de mi cumpleaños, un poquito antes de los Idus de Marzo, y coincidiendo con los fastos del día de San Patricio, patrón de los irlandeses y de los borrachos, S. y yo procedemos siempre al mismo ritual, tradicion familiar se le podría llamar: escapar de los tontos del haba vestidos de verde Erin y generalmente atiborrados de alcohol hasta las cejas. Para ello escogemos un lugar pintoresco a ser posible, o próximo a algún museo de arte, y que tenga cerca uno de esos excelentes hoteles medios de las afueras de cualquier ciudad americana. Poco ruido y buen desayuno. Una buena manera de huir de las masas de borrachos “patricios” que invaden nuestro South Side de Pittsburgh.

Es el fin de semana de St.Patrick’s Day, celebración de la herencia irlandesa de muchos americanos. Los E.E.U.U. tienen “por cima de”(salmantinismo) 300 millones de habitantes, de los cuales más de 36 millones tienen ascendencia irlandesa, casi un 12%, y diez veces más que la población de la propia Irlanda. A esta herencia se apuntan una buena parte del resto de este país, una vez al año. El alcohol puede con todo, hasta con la genética. Negros de herencia africana, asiáticos y un largo etcétera de toda clase de etnias animadas por el festejeo y el bebercio. Unidos por un solo motivo: bebérselo todo.

Ahi los tienes a todos en masas borreguiles, vestidos y tocados de verde, apacentados por la policía, felices y en “procesión”, gritando vivas al santo y a una Irlanda que muchos de ellos ni saben donde está. Ni puñetera falta que les hace. Este país es muy grande y hay gente para todo. Por cierto, la mayor nacionalidad representada en las cifras americanas es la germánica. Quien lo diría! 50 millones y el 17% de la poblacion. Y también ellos se adhieren al dia y al color de marras y, por supuesto, a lo del beber. Alto octanaje.

Esta vez nos fuimos huyendo a Cleveland (Ohio), o mejor dicho a sus alrededores: Chagrin Falls. Territorio extenso y a orillas de uno de los grandes lagos, el Eire; el cual por mucho que no lo parezca es un lago, siempre da una sensación marítima y, a veces, incluso oceánica. En esta ocasión nos recibió con niebla y polución industrial, si mirabas hacia un lado una cosa y si al otro lado, la otra, uno no sabe a que carta quedarse con los Grandes Lagos. Chagrin Falls es un sitio muy original. Tiene unas cataratas en miniatura y en el medio del pueblo, urbanas , si se pueden llamar asi. Tal como como si fuera una calle de agua tumultuosa, algo inesperado en este tipo de terreno. Albrícias! El ruido de las dos cataratas tapaba al de los coches. Perfecto mundo.

Uno no puede dejar de pensar, al visitar estas tierras, en los pioneros que las colonizaron, tampoco hace tanto. En la maravilla de territorios alrededor de estos lagos inconmensurables. Belleza de bosques con tanta variedad de vegetación y accidentes naturales, valles sin cuento, rios de todos los tamaños, cascadas, lagunas, estanques, marismas, dunas, cientos de amenidades de la naturaleza. Y todo ello casi virgen, o bien cuidado, pues no ha habido aquí los miles de guerras destroza-terrenos durante los miles de años, como en la vieja Europa. Seguimos llamando a esto: El Nuevo Mundo.

Entre estos pioneros que por aquí camparon estaba Monsieur Francois Seguin, un francés que comerciaba con los indios. Debió ser un poco poeta porque le puso Chagrin a las cataratas y al pueblo que allí se formó; Cataratas de la Tristeza, o de la Saudade, a buen seguro echaría de menos Francia, supongo. Seguin, este nombre tuvo la virtud de hacerme recordar mientras me hipnotizaba con los vapores ruidosos, sentado en las bancadas de la aceña. Mi infancia afrancesada, las “Cartas de mi Molino” de Alphonse Daudet, “La cabra de Mesié Seguin” (!) Un clásico de la literatura. Quien sabe si Daudet no se inspiró en este comerciante y la cabra Blanquette viviera entre los roquedales de estas cataratas con aquel Mesié Seguin de un siglo antes?

Todo esto me hizo olvidar de la multitud de borrachos, vestidos del dichoso verde, marchando por las calles con la cara de estupidez que confiere un nivel alto de alcoholemia. Al fin y al cabo, esto era de lo que se trataba, recordar para olvidar. Un delicioso deporte en este fin de semana. Que por mí no quede: Viva San Patricio!

Luisma, 4 de Abril del 2012 (Dia de Sol)